5 razones por las que el ‘periodismo ciudadano’ no existe


Redacción elTINTERO / @apv_valladolid

twitter-movil

En los últimos años se ha generalizado el término ‘periodismo ciudadano’. Con él se hace referencia a la información y fotos que puede difundir cualquier ciudadano desde cualquier lugar gracias a las nuevas tecnologías. Los teléfonos inteligentes y las redes sociales posibilitan que cualquiera pueda contarle al mundo lo que ve en cualquier momento. Sin embargo, ¿es eso periodismo? Desde las asociaciones de la prensa la respuesta es rotunda. El ‘periodismo ciudadano’ no existe. Lo que existe es una participación cada vez importante de los ciudadanos en la información disponible en Internet.  Hemos recopilado las razones por las que se rechaza este término.

1. El periodismo es una profesión.  Cualquier ciudadano que difunde lo que ve o lo que le pasa no puede convertirse automáticamente en periodista. El periodismo es una profesión, requiere una formación académica  y un conocimiento del oficio. Saber tratar, clasificar, contextualizar, contrastar y expresar la información es algo que hay que aprender. La profesionalización del periodismo es la garantía del rigor y la veracidad de las noticias. Su trabajo es garantizar el derecho a la información de los ciudadanos y ejercer un control de los poderes políticos, económicos y sociales.  Una labor democrática esencial que requiere de formación específica y de experiencia. Llamar periodista a un ciudadano con un ordenador y conexión a Internet, es como llamar médico a cualquier persona con una bata blanca y un estetoscopio.

2. Una versión de los hechos no es un artículo periodístico. El ciudadano difunde a través de su blog o las redes sociales algo que lo que ha sido testigo o una opinión sobre un tema. Para el periodismo profesional una versión es solo una pieza más del puzzle que compone un artículo. Hay que contrastar datos, contextualizar, hacerse preguntas y conseguir más testimonios.  El periodismo es una garantía de credibilidad, de criba en un entorno digital saturado de información, en  muchos casos, de dudosa veracidad.  Los testigos de un suceso han existido siempre  y han sido recogidos por los medios de comunicación como una fuente más. Nadie llamaría periodista a un vecino que le cuenta como ha visto un accidente desde su ventana.

Llamar periodista a un ciudadano con un ordenador y conexión a Internet, es como llamar médico a cualquier persona con una bata blanca y un estetoscopio.

3. Las redes sociales son una herramienta más, pero no la única. El periodismo ciudadano se nutre esencialmente de las redes sociales, de lo se habla y se escribe en Internet. Para el periodismo profesional esto es solo una herramienta más.  Es importante  y a veces nos da pistas relevantes, pero hay que añadir otras herramientas como entrevistas personales, fuentes institucionales, expertos…  Es una fuente más para construir el relato contrastado de los hechos.

4. Un blog o un perfil de Twitter no es un medio de comunicación. Dentro de la confusión que se está generando con los términos también existe la que equipara un blog o un perfil en una red social con un medio de comunicación.  Nada más lejos. Los blogs son espacios personales, sin ningún control ni rutina que garantice la forma de obtener y contrastar la información. Son espacios de opinión personales, pero no espacios de creación de información periodística. El valor que le demos dependerá del prestigio y la marca personal del autor que no tiene ninguna responsabilidad social sobre lo que escribe o difunde.  No puede considerarse medio de comunicación a la creación de contenido que se difunde de forma masiva. En todo caso serían nuevos soportes para el periodismo. Pero el soporte utilizado no define al periodismo, si no la forma de trabajar profesionalmente los contenidos.

5. Los medios de comunicación comunitarios no son ‘periodismo ciudadano’. Algunos medios de comunicación creados en los últimos años de crisis han usado este término para marcar su diferencia con los medios tradicionales. Pero no son ‘periodismo ciudadano’, porque están compuestos profesionales de la información. Trabajan profesionalmente y dicen que adquieren el apellido ‘ciudadano’ para transmitir que tienen en cuenta la opinión de su audiencia y han creado nuevos cauces de participación. Los lectores pueden aportar datos, proponer temas, e incluso son parte de accionariado y de la financiación del proyecto. Pero el trabajo lo realizan profesionales del periodismo.   Si lo escriben periodistas son medios de comunicación digitales y  no que hay que inventar otra forma para nombrarlo que incita a la confusión.

Anuncios

2 comentarios en “5 razones por las que el ‘periodismo ciudadano’ no existe

  1. Se podrían decir muchas también por las que el periodismo, sin más, no existe. No se puede comparar el periodismo con una profesión que requiere de tanta precisión como la medicina. Prácticamente todos los periodistas que conozco (y yo también lo soy) lo único que hacen es copiar y pegar lo que otros les dicen, resumir y poco más. Reflejar declaraciones y distintas fuentes, al fin y al cabo, hace que dependas de ciudadanos, es decir, son ellos los que te hacen el trabajo. Las pautas necesarias para ser periodista, esas que cuando llegas a una redacción te hacen olvidar, se podrían aprender fácilmente sin necesidad de una ‘carrera’. Claro que es participación lo que los ciudadanos realizan, y aprovechamiento lo que los periodistas hacen. Una verdadera patraña esto del periodismo…..

  2. Pingback: 5 razones por las que el 'periodismo ciudadano'...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s